miércoles, 3 de febrero de 2016

La importancia del "vacile"

En el entrenamiento de ayer pasó una cosa que para mi es muy importante, con independencia de si conseguimos hacer más o menos cosas. 

Ayer mis JUGADORAS, y lo remarco en mayúsculas refiriéndome a género femenino, las chicas que forman parte de mi equipo, se VACILARON. Se vacilaron en el buen sentido de la palabra. 

Entrenábamos en la calle, en una ciudad de montaña, y ya era de noche. Hacía frío. El caso es que estábamos trabajando un concepto, el de "dibujar líneas de pase".  A parte de un ejercicio específico, decidí jugar un 3c3 (eramos 6) en un aro. Competición a 5 puntos. Los pases malos restaban una canasta. Defino mal pase con, de momento, dos detalles:

- Aquel que se da con una mala ocupación de espacios. 
- Aquel que no tiene tensión. 

Mientras ellas jugaban yo era el mando a distancia del vídeo para parar las acciones, dar hacia atrás, etc. De esa manera íbamos perfilando los detalles a trabajar. 

Y todo esto está muy bien (o no), pero lo que más me gustó es que en cada acción que ellas consideraban que había sido buena, al final de la jugada, vacilaban a sus compañeras rivales, que si te miro a la cara, que si paso a tu lado, que si me pongo en plan "rapera", que si :"Bammmmm", etc., ya os podéis imaginar. Todo dentro de un respeto profundo, de un entorno muy divertido y agradable. 

Y es que considero que la jugadora de baloncesto tiene que ser CHULA en la pista. Y esta característica es algo que no se da en las chicas que juegan al baloncesto habitualmente. Y creo que es algo que deberíamos fomentar más. Es evidente que hay que trabajar esta parcela con delicadeza para no caer en faltas de respeto, chulería mal entendida, etc. Me refiero a trabajar ese punto de chulería que proporciona mucha confianza en la jugadora, que le habilita a intentar cosas que sabe que no le suelen salir y que renuncia a ejecutarlas por vergüenza. 

Por supuesto, es algo a trabajar en los chicos, pero mi experiencia me dice que en ellos algo de esta "chulería" va en su ADN. Que también esté en el ADN de ellas.